Fin de semana salvado, seguimos con opciones.

El fin de semana se presentaba con muchas dudas, hacía mucho tiempo que no iba a ese circuito, pero sobre todo por la climatología que se preveía, lluvia y frío en exceso. El circuito de Navarra no lo pisaba desde hacía 3 años…, bueno miento, dos, aunque esa última no fue de muy buen recuerdo... View Article

El fin de semana se presentaba con muchas dudas, hacía mucho tiempo que no iba a ese circuito, pero sobre todo por la climatología que se preveía, lluvia y frío en exceso. El circuito de Navarra no lo pisaba desde hacía 3 años…, bueno miento, dos, aunque esa última no fue de muy buen recuerdo puesto que en los cronos del viernes sufrí una caída que me provoco la fractura de dos costillas y ese finde de carreras acabo demasiado pronto y no puede rodar mucho.

La caída el 2018 fue entre la curva 5 y 6, zona de grandes baches y que por lo que pude comprobar este fin de semana seguían ahí y además, un poquito más grandes si cabe. Esta claro que no son excusas porque los baches están para todos, pero algo de psicosis le queda uno cuando se ha hecho daño en un sitio en concreto y encima no se conoce el circuito al dedillo como la gente de la zona.

El viernes empezaron las cosas bien, mejor de lo que yo esperaba, el buen tiempo que nos hizo ese día hizo que rodase las 4 tandas en menos de 50 y bajando en cada tanda hasta llegar a ritmo de 48 en todas las vueltas, marcando varios 48,0, pero aún lejos de mi mejor tiempo hecho la última vez que corrí allí en 2017, 1,46, pero para hacer 3 años que no rodaba allí y con ruedas usadas me quedé bastante satisfecho. La pena era que el sábado y el domingo iban a bajar las temperaturas bastante.

El primer crono del sábado ni lo hice, una tromba de agua caída momentos antes hizo que encharcase la pista y esperando a que se secase para el segundo decidí no arriesgar, y si había que hacerlo, lo haría sólo en el segundo crono.

En el segundo hice una tanda larga de 14 vueltas sin parar y el ritmo lo fui bajando poco a poco pese a que la pista estaba muy fría y por algunas zonas un poco húmeda, hasta lograr mi mejor tiempo parecido al del viernes, 48,1 colocándome décimo de parrilla y detrás justo de mis rivales en la clasificación, vamos, que estaba donde tenía que estar.

El domingo teníamos el warm up a las 09:20 y había bajado más la temperatura aún, apenas 9 grados por lo que decidí también quedarme al calor del box y esperar a la hora de la carrera para darlo todo. La hora de la carrera era a las 11:35 y esperaba como agua de mayo que subiese un poco la temperatura.

Carrera: No salí tan mal como en las últimas carreras, pero aún así me pasaron 2-3 pilotos que pude adelantar en el transcurso de la primera vuelta sin perder mucho con respecto a los que me precedían. El problema empezó en el inicio de la 3ª vuelta, me fui largo a final de recta llegando hasta el final de asfalto de la escapatoria, por suerte conseguí no caerme volviendo a pista además sin perder ninguna posición, pero viendo como se me había ido el grupo de delante 3-4 segundos que se me hicieron un mundo, porque además, no se si de la tensión de la salida, del frío que hacía, o de la característica del circuito (stop & Go) me volvió a aparecer un problema que hacía tiempo que no sufría, se me cargaron muchísimo los antebrazos siéndome imposible pilotar como quería, no podía frenar ni acelerar bien por lo que baje mi ritmo casi 2 segundos por vuelta a partir de la vuelta 5, consiguiendo salvar de milagro la posición por 0,3 con el piloto que me precedía a final de carrera.

Al final y para resumir, carrera complicada para mí en la que no puede apretar como me hubiera gustado, por lo menos para haberle puesto las cosas un poco más complicadas a mi rival en la clasificación de cara al campeonato Master de la Copa R6, aunque sabía que este fin de semana iba a estar difícil ya que estábamos en su casa. Un poco disgustado por mi problema en los brazos que espero que se arregle de cara a la última prueba, y por no poder refrendar el gran trabajo de mi equipo (GVRacing al completo) que me puso la moto en perfectas condiciones para hacerlo y fui yo el que falle.

Aún con todo, soy positivo, quedamos justo detrás en la clasificación de la carrera, segundos de Master y Terceros del Open de la R6 siguiendo con opciones de alzarnos con el triunfo de cara a la última carrera doble que se disputará en el circuito de Jerez a finales de este mes y al que iré a darlo todo.

Gracias Rachel por estar a mi lado, apoyarme y confiar en mí, y a GVRacing, JJSeguros y Grúas Fernández por hacer que pueda seguir dando guerra en este mundillo de las carreras de motos que tanto nos gusta a todos.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.